domingo, 27 de enero de 2013

Todo el Genero Humano Deba Nacer de Dios, Mosíah 27:18-31

Mosíah 27:18-31

Fue para los hijos de Mosíah y Alma cuando --comprendieron que no había nada, sino el poder de Dios, que pudiera sacudir la tierra y hacerla temblar como si fuera a partirse-- (vs 18), que ellos fueron asombrados y se inicío el proceso de la conversión.

Mientras que Alma el hijo quedó mudo, su padre causaba que los sacerdotes ayunara para que se resucitara a Alma -- a fin de que los ojos del pueblo fueran abiertos para ver y conocer la bondad y gloria de Dios.-- (vs 22) El asunto no fue tan solo la rebelión de unos cinco hombres que se habían apartados de la iglesia, sino la iglesia misma estaba sufriendo en la incredulidad. No fue tan sólo un asunto familiar, y por eso Alma pidió la ayuda de los sacerdotes.

 Me impresiona el pensamiento que todo ser debe cambiarse para ser salvo. La mensaje del mundo es que uno no puede cambiarse. La mensaje del evangelio es que todo hombre puede cambiarse, y para ser salvo en el reino de Dios, debe cambiarse.

 La palabra -- redimir-- significa que uno es librado por esclavitud por medio de un pago. En los términos espirituales, decimos que somos redimidos por Cristo. Esto quiere decir que un pago ha sido hecho por nosotros individualmente para que nos puede ser salvados.

Me encanta estos versículos porque sirven como recordatorio de la condiciones de la salvación que han sido extendido a mí. Me recuerda que sí fue un nacimiento espiritual que sucedió a mí. La realidad de este cambio no puedo negar, ni me puede olvidarse.

7 comentarios:

Marta Brandaris dijo...

Qué buen blog Hermano!!
Es una bonita e inspiradora manera de compartir el evangelio. Usted habla muy bien español, felicidades. Gracias por ayudarnos a comprender mejor el libro de mormón.
Hna. Brandaris =)

Brent Leavitt dijo...

Gracias Hermana, Me encanta estudiar el Libro de Mormón en español (castellano). A veces la traducción revela a mí un precepto nuevo o otra forma de entender las mismas pasajes de escrituras que ya he estudiado en inglés. El Libro de Mormón es una poderosa herramienta para el discípulo de Cristo. Me alegro de que usted también ha disfrutado de mis pensamientos al respecto.
Saludos,
Brent Leavitt

Anónimo dijo...

"Condiciones de salvación" es una frase que me parecio interesante, condicionar la salvación, me resulta extraño que se solicite algo para ser salvado, si en la creacion misma el perdon es otorgado propio del albedrio que se nos concedio

La capacidad de decidir, actuar e influir en plena libertad permite tambien la capacidad de equivocarse, y claro, de arrepentirse, condicionar la salvacion me parece extraño e inapropiado

¿Quien mas puede otorgar el perdon salvo Dios mismo? si el humano no es capas de perdonarse, por que en nuestra limitada percepcion no entendemos el infinito amor que posee el creador para sus hijos ni su infinita compasion.

Brent Leavitt dijo...

Uso la frase en el mismo sentido de cómo se explica aquí:

"digo que éste es el hombre que recibe la salvación, por medio de la expiación que fue preparada desde la fundación del mundo para todo el género humano que ha existido desde la caída de Adán, o que existe, o que existirá jamás hasta el fin del mundo.

"Y éste es el medio por el cual viene la salvación. Y no hay otra salvación aparte de ésta de que se ha hablado; ni hay tampoco otras condiciones según las cuales el hombre pueda ser salvo, sino por las que os he dicho." Mosíah 4:7-8

Dios ha fijado términos o condiciones por lo cual el hombre debe cumplir para poder obtener la salvación. Desde la creación de Adán, Dios también ha enviado ángeles y ha llamado a profetas para declarar a todos los hombres las condiciones debajo la cual pueden esperar obtener la salvación. ¡Y cuan hermoso es él que publica la paz, que enseñan la verdad, "que publica salvación, del que dice a Sión: Tu Dios reina!" Isaías 52:7-10

Sí, la salvación es un don gratuito de Dios. Sí, debemos guardar los mandamientos (las condiciones) que Cristo nos enseño para calificarnos para esta salvación.

Gracias para el comentario.

Anónimo dijo...

¡...."Y si no hay otras condiciones para la salvación",según el l.de Mormon,esto es: expiación,don gratuito de Dios, ¿porqué pues se realizan lavamientos en los templos mormones? ¿para ser limpios de qué y porqué?, si ya fuimos lavados,santificados..."en el nombre del Señor Jesús,por medio de su sangre" (1Cor.6:11,Apoc.1:5) Y todo estos "lavamientos" se realizan en templos.."que Dios no habita"(Hech.7:48) y sin tener en cuenta que .."la salvación es un don GRATUITO(Rom.3:24) de Dios,por consiguiente no es necesario pagar con dinero(diezmos). "Concluimos,pues,que el hombre es justificado por fe sin las obras de la ley(templos)(Rom.3:28).."porque por gracia sois salvos por medio de la fe,y esto no de vosotros,pues es don de Dios;no por obras,para que NADIE SE GLORIE"(Efe.2:8)...porque Cristo "(abolió)en su carne..los mandamientos expresados en ordenanzas(de salvación),y mediante la cruz "reconciliarnos con Dios"(Efe.2:14-16).Y esto lo realizó Jesucristo.."una vez para siempre",por los siglos de los siglos.(Heb.10:10)

Pablo dijo...

Brent Leavitt, si realmente has sido exmisionero mormon,me supongo que tendrás conocimiento doctrinal para responder al comentario que puse en tu blog,o..¿es que no tienes respuestas biblicas a doctrina cristiana? Si censuras un comentario será porque estás limitado a tu doctrina mormona.El profeta Isaias tambien dice..."hermoso..es él que publica la verdad" Si estoy equivocado espero que me lo comuniques.Como buen misionero. Un saludo

Brent Leavitt dijo...

Gracias Anónimo y Pablo por sus comentarios y preocupaciones. Me gusta revisar los comentarios antes de publicarlos. Desafortunadamente, no puede hacerlo en lo momento que se publique el comentario.

Hay muchas preguntas puesto por Anónimo (Pablo?) aquí, y no los voy a discutirlos por las limitaciones del tiempo y por causa del espíritu que contención que deseo evitar. Cristo enseñó:

--El viento sopla por donde quiere, y oyes su sonido; pero no sabes de dónde viene ni a dónde va; así es todo aquel que es nacido del Espíritu.

--De cierto, de cierto te digo que de lo que sabemos, hablamos, y de lo que hemos visto, testificamos; pero no recibís nuestro testimonio.
-- (Juan 3:8,11)

Qué Dios le bendiga un su búsqueda de la verdad. Saludos.